Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido
notas #LaBanda

El cariño hacia un docente por parte de sus alumnos los llevó a homenajearlo

Montaron una escena en el aula simulando una pelea para llamar su atención y darle la sorpresa en su último día en la enseñanza.

Para un docente, despedirse de las aulas significa nostalgia y tristeza, pero con la convicción de que completó su tarea por largos años formando y acompañando a cada uno de sus alumnos, este es el caso del profesor Oscar Beltrán, de la Escuela Normal Dr. José Benjamín Gorostiaga y de otras instituciones, pero que desde esta, previo a su jubileo recibió una emotiva despedida.

 

Una “pelea homenaje”

Corría su última jornada, el pasado 30 de noviembre, cuando el docente fue alertado de que en 4° 2ª dos estudiantes se estaban peleando en el salón, “me fui rápidamente y sin pensar para detener la pelea y vi algo que me emocionó”, comentó a Nuevo Diario el docente, ya que al ingresar y separar a los alumnos lo sorprendieron con un cartel que expresaba: “Su trabajo se ha completado, ahora es tiempo de disfrutar y vivir plenamente”, mientras que los demás alumnos aplaudían a este profesor de Geografía que acompañó por cuatro años a este grupo específicamente.

La sorpresa no terminó allí, ya que además cada estudiante aportó comida para compartir un momento fraterno con su profesor y expresarle su cariño.

 

Acompañar al alumno

“No esperaba realmente, significa mucho para mí, pero lo más importante es ver que en esto uno se da cuenta de que hizo bien las cosas como docente, porque claro que la educación es importante y que los chicos aprendan, pero a lo largo de mis casi 40 años en la docencia aprendí que lo que más vale es acompañar a los chicos, estar para ellos, con tantas horas que pasamos con ellos y verlos varias veces a la semana uno se interioriza en sus cuestiones y si ellos logran tener confianza le cuentan a uno, haber podido apoyar, acompañar y llegar  a los chicos de otra manera me enorgullece realmente”, comentó el “profe” emocionado.

“Este es un mensaje importante para toda la docencia en general, que debemos acompañar al alumno más allá de lo pedagógico, porque a veces en sus casas no tienen la atención o no se animan a contar y nosotros además de brindar conocimientos también debemos ser un apoyo”, amplió.

Finalmente, el docente que se desempeñaba hasta este año en diversas instituciones agradeció a los docentes con quienes se cruzó en su camino, a su familia por comprender su trabajo y especialmente a todos los alumnos con los que compartió muchas horas en las aulas.

La Banda
Comentarios

Te puede interesar

Teclas de acceso