ALERTA | Toda la información del Mundial de Qatar → ¡aquí!

#MinisterioDeEconomía

| 22/07/2022

Silvina Batakis viajará a Washington para reunirse con Kristalina Georgieva

La idea es la de explicarle a Biden los problemas de la economía argentina y las dificultades de lograr lo firmado, especialmente las metas de aumento de reservas en el Banco Central.

Silvina Batakis viajará a Washington para reunirse con Kristalina Georgieva

Silvina Batakis y Kristalina Georgieva se verían personalmente las caras en Washington, en lo que será el primer encuentro entre la ministra de Economía y la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), desde que ambas ocupan sus cargos. Los preparativos para la reunión están en marcha. Y el cruce seguramente se concretará entre el 25 y el 26 próximos, cuando Batakis forme parte de la comitiva oficial de Alberto Fernández a los Estados Unidos, viaje preparado para que el argentino mantenga una cumbre bilateral con Joe Biden a agenda abierta; circunstancia en la que, se supone, uno de los temas fundamentales será sondear qué tipo de apoyo podría otorgarle al país para flexibilizar las metas y objetivos firmados con el Fondo.

La idea es la de explicarle a Biden los problemas de la economía argentina y las dificultades de lograr lo firmado, especialmente las metas de aumento de reservas en el Banco Central; especulándose desde Buenos Aires en que el argumento por el cual no se logró ese nivel de dólares de ahorro fue por la decisión de Vladímir Putin de invadir Ucrania, y no por errores propios. Como se supone que Biden será más condescendiente con una explicación que culpe a Rusia, podría haber mayor flexibilidad. Se sabrá en Washington, señala Ambito.com.

Diplomacia

Sin embargo, el otro frente donde habrá que ejercer diplomacia activa, será ante el FMI. Y personalmente con Georgieva. El mensaje importante que trasladará personalmente Batakis al Fondo, es que el programa de Facilidades Extendidas se mantendrá incólumne, y que el objetivo de su gestión es armar toda la estructura fiscal a futuro en el sentido de lograr cumplir con lo firmado. O al menos acercarse. Mostrará como señal de buena voluntad el avance de la segmentación de tarifas, los anuncios de avanzar sobre el revalúo inmobiliario y el resto del decálogo de medidas anunciadas el lunes de la semana pasada por la ministra. Y que por ahora no generó la confianza esperada. Sabe Batakis que ante Georgieva no podrá utilizar uno de los argumentos más festejados y asumidos dentro del Gabinete Económico: culpar a su antecesor Martín Guzmán.

Por la información que llega a Buenos Aires, la directora gerente del FMI sigue considerando al ex ministro como un muy buen funcionario y negociador; y lejos está la búlgara de compartir los criterios que hoy se dicen en el Ejecutivo de la gestión del ex ministro mientras gobernó en el palacio de Hacienda. Por eso, y tal como adelantó este diario, Batakis espera que desde Washington se convaliden las negociaciones de caballero que Guzmán cerró en abril, y que indican que la evaluación final del cumplimiento (o no) del Facilidades Extendidas vigente; se considere sobre año vencido. Esto es, en el primer trimestre del 2023 y no este año. Y que si se considera que no se cumplió con lo pactado, los eventuales waivers o, ojalá no, caída del acuerdo, se consideren a comienzos del próximo ejercicio. Y no antes.

Metas

Para esto, el principal objetivo de la funcionaria es que próximamente el FMI convalide las metas del segundo trimestre del año diseñadas y cerradas por Guzmán minutos antes de retirarse del Palacio de Hacienda ya como ex funcionario. Batakis cree que los números están muy justos según los firmado (especialmente en el plano fiscal), pero que tranquilamente pueden ser aprobados por el organismo. Y que, en todo caso, las revisiones duras pasen al 2023.

Y para todo esto, antes debe hablar con Georgieva y el resto de la cúpula del FMI, para que una eventual ponderación y aval se derrame sobre la voluntad de acción del director gerente para el Hermisferio Occidental del FMI, Ilan Goldfjan. La confianza en los números del período enero-junio fueron una de las conversaciones que Guzmán y Batakis mantuvieron el lunes posterior al nombramiento de la ministra, sobre la hipótesis de sostener los compromisos negociados por su antecesor y avalados por Alberto Fernández, que derivaron en el acuerdo aprobado por el board del organismo el 25 de marzo pasado.

Según le aclaró Guzmán en ese encuentro, su reemplazante no tendría ni que preocuparse ni dar explicaciones a los interlocutores de Washington sobre las crónicas crisis políticas internas entre las personalidades más importantes de la coalición gobernante. Además Batakis había recibido el mensaje de parte de Alberto Fernández, sobre que ya había parado las embestidas sobre las preocupaciones personales de Kristalina Georgieva y las incógnitas sobre la evaluación de daños que los cuestionamientos del kirchnerismo al acuerdo vigente estaban produciendo en la economía criolla.

En la noche del domingo de designación de Batakis, y ante las consultas que llegaban desde Washington de parte de la directora gerente del organismo (muy cercana a Guzmán), el Presidente había sido claro y duro contra la funcionaria. Cualquier consulta de ese tipo no cabía en las conversaciones con el Fondo, dado que se trata de “cuestiones políticas internas del país, que no ponen en riesgo los compromisos firmados”. La orden presidencial es que cada vez que desde el FMI se consulte sobre estos problemas la respuesta sea la misma.

¿Qué te pareció esta noticia?


Me encanta 0%
Me enoja 0%
No me interesa 0%
Más noticias
Ultimas noticias