Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido
notas #ExclusivoNDW

La diabetes y la salud cardiovascular, en el cuidado y las acciones de prevención

Por lo cual, el Dr. Facundo Lezana, un médico cardiólogo y que brindó detalles acerca de qué manera la gente puede proteger su salud.

Luego de haberse llevado la campaña de concientización y prevención de ceguera por Diabetes, se aborda esta enfermedad crónica desde otro punto de vista y al respecto, el Dr. Facundo Lezana dialogó con Nuevo Diario. Para ello, brindó algunos detalles como recomendaciones y cuidados que se deben tener en cuenta, tanto para personas que tienen esta enfermedad como los que no.  

 

 “Primeramente, hay que entender que la Diabetes es una enfermedad panvascular, desde el punto de vista cardiovascular. Esto quiere decir que afecta a los vasos de casi todo el organismo, principalmente los del cerebro, ocasionando así un ACV; en las arterias del corazón, que llevan a un infarto; los vasos de las arterias renales, que llevan a una insuficiencia renal; y la aorta y los vasos de las piernas. La fisiopatología y la base de todo es que es una patología panvascular”, indicó.

 

Cuando se habla de patología panvascular generalizada, hace referencia a que afecta al sistema circulatorio y es producto de varias enfermedades.

 

A su vez, prosiguió: “El tratamiento fundamental en el caso de diabetes o de cualquiera de las enfermedades crónicas, va a tener que ver con los cambios de hábitos y eso va a influir en la alimentación en la rutina diaria que tenga esa persona. Tener una dieta, alimentación saludable y una actividad física regular. Para que nosotros tengamos un beneficio de la actividad física en este tipo de pacientes es que sea una actividad regular. Y lo que se recomienda es caminata, bicicletas, natación, aquagim, al menos hacerlo de forma constante. La idea es generar un hábito”.

 

“Hay múltiples beneficios que tiene la actividad física, acompañada de una buena alimentación. Mejora la circulación, el sistema respiratorio, la psiquis, el sistema digestivo, fortalece las articulaciones”, explicó.

 

En tal sentido, se definen dos tipos de prevenciones: una primaria y una secundaria. La prevención primaria, cuando se trata de evitar que el paciente no tenga eventos tales como un ACV o un infarto; y la prevención secundaria, cuando el paciente ya ha tenido algún tipo de episodio de ese tipo, entonces se trabaja y se cumplen requisitos de forma ya obligatoria para que no vuelva a ocurrir.

 

“Los médicos lo que tratamos de hacer es llevar un control y monitoreo de estos casos. Nuestros objetivos, obviamente tienen que ver con que no ocurran episodios como este”, subrayó.

 

Por último, agregó: “El paciente que llega a Diabetes, lo hace de dos formas: por cuestiones genéticas (diabetes tipo 1) o por malos hábitos, en la alimentación y la salud en general (diabetes tipo 2). Esos pacientes que tienen una base genética, tiene unas altas probabilidades de tenerlo; Es decir, que tiene familiares de primer grado que han tenido esta enfermedad”.

 

A su vez, remarcó que en la actualidad hay casos de pacientes más jóvenes con este tipo de enfermedades por los malos hábitos, sumado a la cuestión genética heredada. “Es decir, antes había pacientes de 40 o 50 años con estas enfermedades, ahora tenemos personas de menos de 40 o de 30 y pico que vienen con esos cuadros”, dijo.  

Comentarios

Te puede interesar

Teclas de acceso