Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido
El País #JusticiaPorFernando

Cómo es la relación entre los rugbiers tras el veredicto

Confirmaron que el grupo de los condenados por el crimen de Fernando Báez Sosa están distanciados.

Blas Cinalli fue condenado a una pena de 15 años de cárcel, al igual que Ayrton Viollaz y Lucas Pertossi, por su participación el crimen de Fernando Báez Sosa, ocurrido en enero de 2020 en Villa Gesell. Los otros cinco acusados fueron condenados a prisión perpetua, por lo que el grupo podría dividirse en breve, si es que no está fracturado ya.

 

 

 

 

 

"Ayrton, yo y Lucas (sic) estamos un poco distanciados de los otros chicos. No te voy a decir que super peleados pero sí distanciados de palabra", reveló Cinalli al canal Crónica TV en referencia a Viollaz y Pertossi, ambos de 23 años.

 

 

Para Cinalli, de 21, hoy son evidentes las diferencias entre miembros de su grupo de amigos: "Ayrton vendió el celular antes de ir a Villa Gesell con nosotros. No tenía plata y tuvo que venderlo", recordó sobre cómo hizo cada uno de los muchachos para sumarse a las vacaciones de enero 2020.

 

 

Tres años más tarde y con una condena por haber asesinado a Fernando Báez Sosa, Cinalli señaló más diferencias entre sus amigos.

 

 

 

"(A) Máximo seguramente lo lleven hacia otro lado. Sinceramente no sé a dónde, pero sé que lo van a trasladar a otro lado y va a estar solo. Rosalía (la madre de Thomsen) quiere llevarlo (sic) a Campana pero no se sabe", comentó vía mensaje de texto desde la Alcaidía de Melchor Romero.

 

 

"Nosotros sí vamos a ir a Campana", confirmó Cinalli en referencia a su suerte y la de Viollaz y Lucas Pertossi, cuyos representantes ya pidieron cupo en la Unidad 57 de ese penal. "Pero a los chicos que les tocó perpetua los van a llevar hacia otro lado", agregó.

 

 

 

Según Crónica TV, los otros cinco condenados por el crimen de Fernando Báez Sosa podrían ser trasladados a la Unidad 41 del Penal de Campana, también teniendo en cuenta que todos son oriundos de Zárate, y ahí sí quedaría diseminado el grupo de ocho rugbiers.

 

 

"Aunque yo creo que nunca nos van a poner con otros presos porque podrían hacernos daño y por eso casi nadie quiere recibirnos en la cárcel", expresó.

 

 

 

"Pero quizás sí vamos a Campana los tres. Y los de perpetua hacia otro lado. Para mí sería muchisimo mejor (seguir) juntos, pero bueno, hay peleas a veces y si la ley dice que nos tienen que separar será así", convino Cinalli.

 

 

 

 

 

Con información de Minuto1.

Fernando Báez Sosa
Comentarios

Te puede interesar

Teclas de acceso