#Añatuya

| 23/01/2022

Dos primas de la niña abusada fueron ultrajadas por el sospechoso

Se ordenó la captura del denunciado acusado de los delitos de abuso sexual con acceso carnal y abuso sexual simple.

Dos primas de la niña abusada  fueron ultrajadas por el sospechoso

 El aberrante abuso sexual que sufrió una niña de 7 años en la ciudad de Añatuya -departamento General Taboada- develó el calvario que vivían dos hermanitas en manos del sospechoso. 
Apenas la menor llegó a su casa llorando, luego de que sus padres le pidieran que fuera a buscar un pote de agua oxigenada en la vivienda del acusado; les dijo que “algo malo le había pasado”. De inmediato, entre llantos, la menor le contó a su madre que el depravado la había atacado sexualmente. 
Según el relato de la menor a sus progenitores y luego en Cámara Gesell, el depravado la habría atacado en dos oportunidades. Hacía un par de meses atrás, el sujeto la habría encerrado en una de las habitaciones y le pidió que “se bajara el pantalón y la ropa interior”. Por lo que la menor le respondió que “no, ya que su madre se enojaría”. Por lo que huyó del sitio raudamente. 
El segundo ataque, del que le contó a sus padres y estos radicaron la denuncia en la Comisaría Cuarta del Menor y la Familia de Añatuya, se produjo los primeros días de enero. El sujeto habría manoseado las partes íntimas de la víctima. 
La madre de la menor intentó conseguir consuelo en su hermana, a quien le reveló lo que había sucedido. La conversación entre las mujeres fue escuchada por una adolescente de 11 años. La menor escuchó atentamente lo que estaba sucediendo con su primita, por lo que de inmediato estalló en llanto. 
La hermana de la adolescente, al ver que esta lloraba se acercó y escuchó lo que relataba. La mayor de las menores indicó que el agresor la habría atacado sexualmente en retiradas oportunidades desde hace aproximadamente cinco años. El sujeto, siempre, la lleva a su hogar y bajo amenazas la habría manoseado en sus partes íntimas. Nunca se habría animado a revelar a nadie lo que pasando, por temor a represalias del mismo. 
Ante la situación, la hermana de la adolescente –una niña de 9 años- indicó que “ella también estaba viviendo lo mismo en manos del depravado y que siempre le decía que la iba a matar a ella y a la familia”. 
Luego de escuchar los detalles del hecho, la mujer radicó la denuncia penal en sede policial. Las hermanitas de 11 y 9 años fueron examinada por el médico forense y sometidas a Cámara Gesell, donde revelaron los detalles de los ataques sexuales que sufrieron en manos del sospechoso. 

¿Qué te pareció esta noticia?


Me encanta 0%
Me enoja 0%
No me interesa 0%
Más noticias
Ultimas noticias