#Coleccionista

| 20/01/2022

Falleció Jesús Ferro, el periodista argentino dueño de “la pelota más valiosa del mundo”

A lo largo de su carrera se encargó de cubrir miles de eventos de futbol, Mundiales, Eurocopas, Copas América y demás y de poco a poco fue recolectando las firmas de las grandes figuras del fútbol. 

Falleció Jesús Ferro, el periodista argentino dueño de “la pelota más valiosa del mundo”

El último domingo, tras una larga enfermedad, falleció en nuestro país el periodista Jesús Ferro, poseedor de la pelota más valiosa de todo el mundo al tener firmas de la gran mayoría de las estrellas del futbol en la historia. Tenía 68 años.

A lo largo de su carrera Jesús Ferro se encargó de cubrir miles de eventos de futbol, Mundiales, Eurocopas, Copas América y demás y de poco a poco fue recolectando las firmas de las grandes figuras del fútbol. El primero fue Diego Armando Maradona.

Un objeto único que resume la trayectoria viajera y periodística de Jesús Ferro, apasionado del fútbol y de Boca Juniors en la misma medida. Una pelota que cuidaba como un tesoro, ya que contiene la firma de 40 futbolistas trascendentales en la historia del fútbol, desde Di Stéfano, Pelé y Maradona hasta Messi o Cristiano Ronaldo, pasando por Eusebio, Kopa, Beckenbauer, Joan Cruyff, Van Basten, Falcao, Zico, Riquelme

Según se sabe, todo inició en el Mundial Italia 1990 con la estampa de Maradona y terminó en el Mundial Brasil 2014 con la firma de parte de Lionel Messi, pasado y presente de la Albiceleste, publica La100Radios.com.

En entrevistas, Jesús Ferro siempre supo que tenía la pelota más valiosa del mundo y contó cómo fue que tras la firma de Maradona empezó a recolectar las demás de las estrellas: “La pelota era para mi sobrino Germán, y en 1990, tras la firma de Maradona, la FAO organizó un partido contra el hambre en el mundo en un estadio adyacente al Olímpico de Roma, en el que jugaron estrellas de Europa contra Sudamérica”

“Recuerdo haber visto a Bobby Charlton, a Michel Platini, a Paulo Roberto Falcao, a Zico, pero fue gracias al peruano Teófilo Cubillas, que me permitió pasar al vestuario, que conseguí que muchos agregaran su firma en la pelota, y la idea de seguir comenzó a rondar por mi cabeza”.

Ferro representó a una especie de periodistas clásicos, alejado de las tecnologías, que nunca se sometió a la disciplina de una empresa de trabajo diario, sino que su vocación viajera lo llevó a visitar más de 140 países y a trabajar de forma temporal.

¿Qué te pareció esta noticia?


Me encanta 0%
Me enoja 0%
No me interesa 0%
Más noticias
Ultimas noticias