#TecnologíaAgropecuaria

| 04/12/2021

Hoy celebran el 65° Aniversario del INTA: Apuestan al apoyo por el desarrollo productivo en la provincia

El Ing. Mario Mondino, director de la Extensión Experimental del INTA en Capital Santiago del Estero, habló al respecto.

Hoy celebran el 65° Aniversario del INTA: Apuestan al apoyo por el desarrollo productivo en la provincia

Este 4 de diciembre se conmemora el 65° aniversario del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria, una entidad que a nivel nacional y como estructura en funcionamiento lleva aproximadamente 90 años pero como instituto y con la nomenclatura que se lo conoce viene trabajando desde el año 1956. Por lo cual destacan la labor que siguen fortaleciendo junto al sector agropecuario, agroalimentario y agroindustrial.

Es un organismo de investigación estatal, descentralizados con autarquía financiera y operativa, dependiente del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación. Se enfoca en el desarrollo agro-tecnológico mundial, por lo que está junto al productor y sus necesidades, asistiendo a los sectores que merecen atención. De este modo, proyecta sus acciones para alcanzar competitividad, sostenibilidad social y económica con sentido nacional, priorizando la sustentabilidad ambiental de los territorios.

Desde su rol, el director de la Agencia Experimental del INTA, con sede en Capital Santiago del Estero, Ing. Mario Mondino, dialogó con Nuevo Diario y emitió algunas reflexiones al respecto: “Hay otras agencias y entidades de esta estructura de gobierno que depende del Ministerio de Agricultura de la Nación, que tienen más de 80 años o cerca de 90. Pero bajo el nombre de INTA, se ha establecido oficialmente desde 1956. En el caso de Santiago, la primera Estación Experimental se originó en La Banda que en ese momento dependía de la Dirección Nacional de Algodón”.

“Nuestra institución abarca todo el país, con más de 56 estaciones experimentales distribuidas en puntos estratégicos. Aproximadamente en la actualidad hay 8 agencias de extensión establecidas en los puntos de alcance que identifica el INTA, como territorio de trabajo, lo que daría un número cercano a las 500. Con lo cual llevamos cobertura en la producción agropecuaria y forestal en casi todos los estratos del país”, indicó.

A su vez, agregó: “Seguimos trabajando en todos los puntos que nos hemos planteado en este tiempo, aprovechando esta nueva etapa que nos está dando la pandemia con mayores flexibilizaciones y posibilidades. Apostamos a la capacitación y profesionalización de los jóvenes como un capital que sirva para generar las acciones necesarias, para el desarrollo territorial. También trabajamos en lo que son los diferentes programas que se relacionan con el Pro Huerta, que no solamente es la entrega de semillas, sino va mucho más allá de eso. Tiene que ver con la capacitación de los grupos familiares, de los pequeños productores y así generar un ciclo de producción, que favorece a las economías familiares y a las locales”.

“Vamos a seguir trabajando en el fortalecimiento de la relación institucional y el trabajo articulado con otras entidades, con el Ministerio de Agricultura de la Nación, con el gobierno de la provincia, con los municipios de las ciudades más relevantes de la provincia y demás”, sostuvo Mondino.

Breve historia

Según algunos especialistas, el primer antecedentes de una institución de este tipo en el país, se encontró en 1932, cuando el gobernador de Santa Fe en ese momento, Luciano Molinas, crea en su provincia el Instituto Experimental de Investigación Agrícola y Ganadera. En 1956, la Argentina se encontraba en una grave crisis económica, con una balanza de pagos y una deuda externa marcadamente negativas. En 95% de las exportaciones provenían del sector agropecuario. El aumento de la actividad agropecuaria aparecía como el único medio eficaz para restablecer el desarrollo económico de la Argentina.

El INTA fue creado el 4 de diciembre de 1956, por medio del Decreto de Ley de la Revolución Libertadora. El organismo nació con la finalidad de “impulsar, vigorizar y coordinar el desarrollo de la investigación y extensión agropecuaria y acelerar, con los beneficios de estas funciones fundamentales, la tecnificación y el mejoramiento de la empresa agraria y la vida rural”.

¿Qué te pareció esta noticia?


Me encanta 0%
Me enoja 0%
No me interesa 0%
Más noticias
Ultimas noticias