La era Gallardo en seis momentos y seis frases
#River

La era Gallardo en seis momentos y seis frases

El Muñeco inició su gloriosa etapa como DT de River un 6 de junio como hoy pero de 2014. En el sexto aniversario, un repaso mediante diferentes hitos y su propia voz.
06/06/2020

Los tiempos de proyectos cortos y poca paciencia en el fútbol argentino, Marcelo Gallardo cumple este sábado seis años como cabeza principal de River. El Muñeco no solamente le devolvió la identidad al club, sino que logró construir a fuerza de trabajo y títulos un imperio que trasciende los límites de la cancha. Seis momentos cruciales sirven para dar una mirada a la era más exitosa de la historia millonaria.

 

1. ROMPER EL ESTIGMA

Principalmente desde el 2000 en adelante, la balanza superclásica había perdido el equilibrio. Los títulos de Boca, dos eliminaciones coperas mano a mano y el descenso fueron golpes difíciles de digerir para River. La victoria en la semifinal de la Sudamericana 2014 de la mano de Gallardo, con un juego aguerrido -Leonardo Ponzio y Jonatan Maidana como emblemas de ello-, la magnífica tapada de Marcelo Barovero y el golazo de Leonardo Pisculichi, empezó a dar vuelta esa historia.

2. MILAGRO Y RESURRECCIÓN

El agónico 2-2 ante Tigres no le bastó a River para depender de sí mismo de cara a la resolución del Grupo 6 de la Libertadores 2015, pero en la última fecha se dio el milagro: venció 3-0 a San José de Oruro y los mexicanos, con el plantel incompleto y todos suplentes, le ganaron 5-4 a Juan Aurich en la altura peruana gracias a tres goles de Enrique Esqueda. Después, del alivio al escándalo del gas pimienta contra Boca, que llegaba como el mejor ganador de un grupo en la historia de la competición, la clase de fútbol en Belo Horizonte, el triunfo sobre Guaraní y la final ganada justamente ante los de Monterrey.

 

3. IBA A PARTIR, PERO PENSÓ Y SIGUIÓ

Después de un 2016 con vaivenes que terminó feliz por el título en la Copa Argentina ante Rosario Central (dramático 4-3 en Córdoba), el Muñeco tenía la decisión tomada de partir. "Venía evaluando la posibilidad de dar un paso al costado", recordó en la conferencia del 21 de diciembre, pero luego alivió a todo River. "Me ayudaron a reflexionar y puedo decir que voy a seguir un año más", dijo.

 

4. EL GOLPE MÁS DURO

Ni la final contra Flamengo, ni las desilusiones en los Mundiales de Clubes ni ninguna otra cuestión. El DT consideró como el tropiezo más difícil de su camino a la semifinal de la Libertadores 2017 contra Lanús. Aunque tenía una ventaja de tres goles, escándalo con el recién llegado VAR y el árbitro colombiano Wilmar Roldán de por medio, River recibió cuatro tantos del Granate en La Fortaleza en poco menos de 25 minutos y se quedó afuera.

5. MENDOZA, TIERRA DEL SOL Y EL BUEN RIVER

En la provincia cuyana, Gallardo tiene cien por ciento de efectividad. Ganó allí dos veces la Copa Argentina pero el mayor hito fue la Supercopa, no solo por lo histórico -hasta ahí solamente se había jugado una final mano a mano ante Boca- sino por el contexto. De los últimos 20 partidos previos, había perdido nueve y ganado nada más que seis. Se hablaba de cambios drásticos, de fin de ciclo, y contra el equipo de Guillermo Barros Schelotto -que llevaba más de 400 días puntero- se impuso por 2-0, con goles de Gonzalo Martínez e Ignacio Scocco.

6. CONEXIÓN PORTO ALEGRE-MADRID, CON ESCALA EN BUENOS AIRES

El mes y medio de su vida. Tras eliminar a Racing e Independiente, su River perdió 1-0 con el campeón vigente Gremio en Buenos Aires y pidió "creer" de cara a la vuelta. Con él suspendido y de 'visita' por el vestuario en Brasil para arengar a un equipo que caía de nuevo, un fino penal de VAR convertido por Martínez le dio la clasificación para enfrentar en la final de América a... Boca. Por bajar en el entretiempo, la Conmebol le prohibió ir al 2-2 en La Bombonera y desde el balcón del Monumental apretó el puño (señal de buen augurio) mientras prometió dar la vuelta.

Los incidentes con el micro rival previos a la revancha impidieron que se juegue en el Monumental. Atlántico de por medio y a 12 mil kilómetros en el Santiago Bernabéu de Madrid, con Gallardo de nuevo en el palco y sus fieles laderos Matías Biscay y Hernán Buján en el campo, el Millonario le ganó 3-1 en un tiempo suplementario de película al rival de toda la vida. Imborrable. 

 
La era Gallardo en seis momentos y seis frases

 

 

Pero no solamente se trata de momentos, sino también de pensamientos. Seis frases suyas ayudan a reconstruir un camino que ni el más optimista de los riverplatenses se imaginaba apenas una década atrás en el tiempo.


1. "Me siento muy orgulloso por haber venido a este club, por haberme iniciado como jugador, por haber crecido como persona. Y después, en otra faceta de mi vida, desde otro lugar, vivir esta alegría es inmenso. Se lo quiero dedicar... a mi vieja. A mi vieja". Quebrado, a segundos de haber ganado la Sudamericana 2014 en el Monumental. Dos días antes de eliminar a Boca en la semi había fallecido su madre Ana María. 

2. "¡Ahora vamos por más!". Al Monumental entero después de festejar en la final de la Libertadores 2015 contra Tigres. Y fue nomás... De ahí en adelante, cuando ya tenía tres en la mochila, ganó otros ocho títulos.

3. "Tengo que sincerarme. Estos dos meses que veníamos jugando muy mal fueron parte de la estrategia". Sarcástico en la conferencia post-Supercopa Argentina, tras el 2-0 sobre Boca en Mendoza. 

4. "Y la gente que crea, porque la verdad que tiene con qué creer". Antes de ir a buscar la clasificación a la final de la Libertadores 2018 contra Gremio en Brasil. River había perdido la ida 1-0 y, sin él en el banco por una suspensión, se impuso agónicamente por 2-1 en Porto Alegre. Se convirtió en lema, bandera, tatuaje...

 
11,4 mil personas están hablando de esto
 
 

5. "No solamente fuimos por más, sino que ganamos la final más soñada del mundo. Y no la vamos a olvidar jamás. Va a quedar eterna para siempre en nuestros corazones". En la fiesta del Monumental, tras ganarle la histórica definición a Boca.

 

6. "Cada vez que salimos a la cancha, los jugadores juegan por ellos. Ellos atraviesan desiertos y siguen remando porque saben que este equipo los representa". A los hinchas, después de la travesía a Lima para la final de América contra Flamengo. Algunos viajaron más de tres días en micro y el Muñeco agradeció el esfuerzo. Un vìnculo irrompible.

Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me Gusta
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
  • Me es indiferente
    %
    0 votos
Dejar un comentario