Apuntó a la cabeza de su primo con una escopeta y lo mató de un tiro
#ConmociónCrimen

Apuntó a la cabeza de su primo con una escopeta y lo mató de un tiro

El fiscal Sebastián Robles trata de determinar si el crimen fue de manera accidental.
22/01/2020

Ramón Esteban Ruiz tenía 13 años y vivía en el barrio Libertad de la ciudad Capital. Todos los años, el adolescente viajaba hacia la localidad de Los Dolores, departamento Capital. Ayer, luego del desayuno, fue baleado en la cabeza por su primo. Falleció en el acto.

Eran aproximadamente las 8.30 de ayer. Esteban estaba junto a su primo, Adrián Maximiliano Ruiz, de 19 años y sus tíos, identificados como Leopoldo Ruiz (49 años) y Antonia Gerez (34). El menor había llegado a la casa de sus familiares a fines de diciembre del año pasado, para pasar sus vacaciones en el campo.

Estaba desayunando, por lo que el adolescente se sentó junto a su primo. Estaban charlando y terminando de compartir el desayuno, cuando su tío tomó su escopeta calibre 16 milímetros y la cargó.

Homicidio
Le habría colocado una bala a la escopeta y luego la dejó apoyada en el respaldo de una silla. Esteban, su primo y su tío, iban a ir a cazar. Leopoldo dejó el arma y fue a buscar una bolsa en el interior de la casa. En ese momento, Adrián —quien no se habría percatado de que su padre habría cargado el arma de fuego—, tomó la escopeta. De inmediato, puso el arma de fuego apuntando a la cabeza de su primo. Habría intentado demostrarle cómo se disparaba. En ese momento activó accidentalmente el gatillo. El proyectil salió disparado y, desafortunadamente, impactó en la cabeza del menor de 13 años.

Esteban no tuvo tiempo de reaccionar. Desgraciadamente, la bala impactó en la cabeza de la víctima, quien estaba sentado a escasos metros de su agresor. El deceso de Esteban se produjo de inmediato.

Ante el ruido del impacto, Leopoldo salió a ver qué estaba pasando. Encontró una escena desgarradora. Su hijo tenía la escopeta entre sus manos y su esposa trataba de ayudar a Esteban, quien yacía sin vida encima de un charco de sangre. Mientras que Adrián miraba la drástica escena atónito y bajo una crisis emocional.

En medio de su desesperación, el albañil alertó a la Policía sobre lo que había pasado. Los efectivos de la Comisaría Comunitaria Nº 10 se dirigieron de inmediato al domicilio donde se había producido la tragedia.

Los policías constataron que el adolescente llevaba algunos minutos sin vida, por lo que se dio intervención en el caso al fiscal de turno de la Circunscripción Capital, Dr. Sebastián Robles, quien ordenó que el cuerpo del adolescente sea examinado por el médico de Sanidad Policial.

El Dr. Diego Fuentes Costilla examinó el cadáver de la víctima fatal y aconsejó que se le practicara la autopsia correspondiente para determinar las circunstancias del hecho de sangre. El cuerpo del menor fue trasladado a la morgue judicial del Centro Integral de Salud La Banda, donde se llevará a cabo la medida dispuesta.

Por otro lado, se conoció que los efectivos de la División Policía Científica y División Homicidios y Delitos Complejos Capital se hicieron cargo del procedimiento de rigor en el lugar del hecho que le costó la vida al adolescente de 13 años.

“Hasta siempre querido primo”

Los familiares del adolescente asesinado por su primo se despidieron del menor a través de las redes.

“Hasta siempre querido primo. No entendemos qué pasó ni por qué a vos. Te vamos a extrañar”, escribió un allegado a la víctima. Los mensajes de aliento a la familiar se multiplicaron.

Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me Gusta
    36%
    5 votos
  • No me gusta
    50%
    7 votos
  • Me es indiferente
    14%
    2 votos
Dejar un comentario