“Con un oído en el Evangelio y otro en el pueblo”, la carta del obispo Melitón Chávez
#Añatuya

“Con un oído en el Evangelio y otro en el pueblo”, la carta del obispo Melitón Chávez

El obispo José Melitón Chávez se refirió a la designación del padre Jose Luis Corral SDV como obispo coadjutor de Añatuya
23/07/2019

Dirigido a sus hermanos sacerdotes, religiosos y laicos de todas las comunidades de la Diócesis de Añatuya, el obispo José Melitón Chávez se refirió a la reciente noticia de la designación del padre José Luis Corral SDV como obispo coadjutor de la Diócesis de Añatuya.
Con el título “Con un oído en el Evangelio y otro en el pueblo”, el prelado se expresó hacia sus “queridos hermanos sacerdotes, religiosos y laicos de todas las comunidades”.
La nota expresa textualmente: “Hace unos días hemos recibido la buena noticia de la designación del padre José Luis Corral SDV como obispo coadjutor de nuestra querida Diócesis de Añatuya. Damos gracias a Dios por este don de su amor.
Se trata de un gesto de solicitud pastoral del Santo Padre ante la realidad de mi salud que desde hace un año se ha visto muy limitada impidiéndome estar presente entre ustedes, caminando, acompañando con cercanía a cada comunidad. Durante unos meses pude viajar esporádicamente para algunos acontecimientos importantes, pero últimamente, por indicación médica, no puedo hacerlo, al menos hasta que pasen las bajas temperaturas.
Un obispo coadjutor es nombrado como ayuda del titular, pero con derecho a sucesión. De manera que cuando el Papa lo decida asumirá él ya plenamente como obispo de Añatuya.
De todos modos es él quien podrá, a partir de su ordenación episcopal, ocuparse de todos los asuntos de la Diócesis contando con mi acompañamiento.
Nos preparamos entonces para recibirlo con el calor de la buena acogida como supieron hacerlo conmigo y más aún. No es un mero administrador, sino un verdadero sucesor de los apóstoles que en nombre de Cristo me ayudará a pastorear a este rebaño. Por eso les ruego vivir este acontecimiento con una profunda actitud de fe.
El obispo tiene la misión dada por la unción del Espíritu Santo de ser el que presida y guíe a la comunidad diocesana con la colaboración estrecha de su presbiterio. La vida religiosa presente en nuestra Diócesis, tan viva y generosamente misionera como siempre, deberá acompañar al nuevo pastor junto a todo el pueblo de Dios. Los laicos en virtud del Bautismo son corresponsables de esta misión, por eso los animo a continuar participando en las distintas áreas de nuestra pastoral. Les ruego, por tanto, a todos acercarle toda la ayuda, el cariño y el respeto para que asuma con confianza junto a ustedes esta hermosa tarea.
En los próximos días tengo planeada una reunión con el padre José Luis para concretar fecha de la ordenación de acuerdo a su agenda. Lo que ya está establecido es que será en Añatuya. Una vez que se sepa esta fecha se lo comunicaré a ustedes con tiempo para organizar el gran acontecimiento. Es deseable que la misma comisión que organizó la celebración de mi ordenación sea la que asuma este trabajo, ya que en aquella oportunidad su desempeño fue excelente. Estaré a disposición para acompañar esta organización, sea a la distancia o en un eventual viaje que haga a Añatuya.
A poner, entonces, todo el corazón y manos a la obra para que esta celebración sea oportunidad de renovación de nuestra querida diócesis, se multiplique la misión de todos y, sobre todo, las vocaciones sacerdotales.
Trayendo al corazón la memoria de nuestro querido monseñor Jorge Gottau, siervo de Dios, invocamos sobre nuestro nuevo obispo la maternal protección de la Virgencita del Valle, a la que también invocamos con el nombre de Huachana y del Carballo.
Los saludo y bendigo cordialmente”. P. Melitón Chávez.

Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me Gusta
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
  • Me es indiferente
    %
    0 votos
Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas
Último momento