El Gobierno analiza lanzar un plan de créditos para comprar autos 0 KM
EL PAIS

El Gobierno analiza lanzar un plan de créditos para comprar autos 0 KM

Seria con tasas y plazos mejores que las actuales en el mercado y sólo para vehículos nacionales.
14/03/2016
E

n un intento por reactivar el consumo y ante la crisis que golpea al sector por la caída de las compras desde Brasil, el Gobierno está preparando un plan de financiación de autos 0 KM a tasas por debajo de las que el mercado ofrece en la actualidad y a mejores plazos.

Así lo confiaron al diario La Nación, fuentes del Ministerio de Producción y varias de las empresas que participan en las negociaciones, que aún son iniciales. Según agregaron, el plan estaría dirigido a mejorar la comercialización sólo de vehículos de producción nacional.

"Respecto al tema de financiamiento todavía está muy verde, pero la idea sería ofrece una línea a tasas por debajo de mercado y a largo plazo", indicaron en una empresa automotriz. "Ya se está conversando con los bancos Nación y Provincia", agregaron.

En la Secretaría de Industria confirmaron que se trabaja en el tema y agregaron que sería sólo para autos fabricados en el país. Justamente, la semana pasada, el ministro de Producción,  Francisco Cabrera , se reunió con las terminales automotrices para analizar la fuerte caída de la economía de Brasil y, el impacto en la actividad y el empleo local. "No están previendo que Brasil se recupere en el corto plazo", contó una fuente que participó de la reunión.

El año pasado, el kirchnerismo intentó impulsar dos planes de financiamiento (ProCreaAuto I y II) que no tuvieron mayor impacto en el mercado de comercialización, a pesar de que eran propuestas de los concesionarios y del gremio de los mecánicos (Smata). Lo cierto es que la gestión de Cristina de Kirchner  fogoneaba la demanda de autos pero cerraba la oferta: impulsaba trabas a las importaciones (de autos e insumos para la producción) y cupos de dólares en el sector, lo que dificultaba la fabricación de automóviles.

En el sector estimaron que hasta que el Gobierno llegue a un acuerdo con los holdouts y hasta que no lleguen las divisas de la cosecha gruesa al Banco Central, la actual administración también sufre ese problema. No obstante, en enero pasado, las importaciones de autos y autopartes fueron las que impulsaron un déficit de US$ 160 millones en el saldo comercial de ese mes.

Según los concesionarios, el mercado sigue aún "débil". Como consecuencia de eso, sumado a la crisis de Brasil y la apertura de las importaciones, los precios de los autos entre diciembre y marzo sólo subieron 16%, pese a que la devaluación del peso fue de cerca del 60 por ciento.

 

Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me Gusta
    60%
    6 votos
  • No me gusta
    20%
    2 votos
  • Me es indiferente
    20%
    2 votos
Ranking de noticias
Más Leidas
Último momento